Comunicado de la Asociación 16 de Abril sobre Catalunya (2015)

03/11/2015

Queridos amigos y amigas de la Asociación 16 de Abril.

Todos somos conscientes de la sorpresiva y preocupante situación en Cataluña que, tras la declaración del sector independentista, se encuentra en una lamentable encrucijada provocada por políticos y sentimientos nacionalistas, tanto por parte del centralismo como del catalanismo, curiosamente antagónicos en lo político, pero sin embargo tan semejantes en sus formas y prácticas de corrupción.

En muchos aspectos, las teorías se basan en argumentos, y éstos a su vez en otros distintos, hasta que terminan convirtiéndose en axiomas.

Los carlistas siempre hemos defendido, como idea primigenia y como meta incuestionable, el cumplimiento pleno de los Fueros en todas las nacionalidades de las Españas, y, en el caso de Cataluña concretamente, su reintegración plena, y, por tanto, su Soberanía.

Estoy de acuerdo con el Comunicado de la Comisión Gestora del Partit Carlí de Catalunya, en el que han intervenido miembros de esta Asociación 16 de Abril, comunicado que expone claramente el criterio de la sociedad catalana que reclama reformas en la Constitución y que desea se concreten unas relaciones bilaterales Catalunya – España basadas en el mutuo reconocimiento.

Como bien dice el mencionado documento, nuestro proyecto es el Federalismo, elaborado de abajo arriba en Libertad e Igualdad, y concebido para construir entre iguales los requisitos del Pacto. Es decir, lo que el Carlismo pretende, de acuerdo con su bicentenaria tradición Foral, es la culminación de las Españas. Por tanto no es solución carlista la secesión. Al igual que no es solución carlista el mantenimiento de una constitución que ponga techo a estas reclamaciones históricas.

Nadie puede decir de nosotros que defendemos unos presupuestos independentistas, y trocar nuestro entender sobre la Soberanía de uno de los pueblos de las Españas, en este caso el Catalán, con la independencia de éste. Esto sería una afirmación inexacta, que podríamos definir como contra natura, totalmente antitética al Carlismo. No son España ni sus pueblos el problema, si los son sus políticos que no dan cauce a sus sentimientos.

Nuestra estrategia ha sido siempre la lucha contra la opresión histórica, liberal o dictatorial, sin romper los marcos de las relaciones territoriales, deseando como nadie las demandadas reformas que los pueblos exigen.

El Carlismo ha respetado siempre la unión de las Españas sin pedir la secesión.

Ya en los distintos reinos medievales, existía la idea de que estos formaban parte de una Hispania unida bajo el cetro de los reyes visigodos por pertenecer a una comunidad, a una cultura, a una fe, junto con la empresa de expulsión del enemigo que ocupaba la Península.

Desde la España de los Reyes Católicos, Mosén Diego de Valera en 1476 presagió a Fernando el Católico “Habréis la monarquía de todas las Españas”, los distintos reinos peninsulares se fueron uniendo, conservando sus instituciones políticas y legales propias.

Y desde entonces, y asimismo a lo largo del cumplimiento de nuestra historia carlista, se ha mantenido esa idea, si bien mantener esa unión ha conllevado, según los momentos, aciertos, triunfos, derrotas y fracasos.

Por tanto “SALIR” de esa historia centenaria, unirse a los que pretenden no ya un paréntesis, sino la ruptura definitiva, tal como explicita el comunicado de los parlamentarios independentistas declarando cumplido el tiempo de esta unión, tiene en el Carlismo un natural adversario.

Los carlistas no podemos ni debemos defender los extremos de los nacionalismos, sean centralistas o periféricos. Continuamos perseverando en el respeto, en el diálogo y en el consenso, en las formas de actuación política que nuestro Rey Carlos Hugo empleó durante toda su vida, que se perpetúan con nuestro representante actual, Carlos Javier de Borbón Parma.

Queridos amigos, creo recoger en este corto escrito el obvio sentir de todos los miembros de la Asociación 16 de Abril. Y creo también recoger en él el espíritu del Artículo 3.- de los Estatutos de esta Asociación que me honra presidir.

Viva Cataluña Foral y Soberana.

Viva España Plural.

Luis Gismero Hinojal.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s